25/12/2021

Economía

¿Cal y arena?: Se recompone el empleo y crece la precariedad

Síntomas de un tiempo político y una matriz económica en la que se escuda la recuperación de los indicadores formales, se dio a conocer el informe sobre la mejora en los guarismos que miden la desocupación en nuestro país. La propia estadística desnuda un aumento considerable de la precariedad.

Publicado el 25 de Diciembre de 2021


Imagen de la nota '¿Cal y arena?: Se recompone el empleo y crece la precariedad'

Un reciente informe del Instituto de Pensamiento y Políticas Públicas (IPyPP) que dirige el director del Banco Nación, Claudio Lozano, balancea los recientes datos del mercado de trabajo para el tercer trimestre de 2021, dados a conocer esta semana por el INDEC.

Los datos contenidos en el informe evidencian una baja en la estadística de la desocupación, pero revelan que la salida de la pandemia está caracterizada por una generación de empleo precario, con bajos salarios y que contrasta con la relatada dinámica de la recuperación económica.

El informe elaborado por Agustina Haimovich, Julieta Arilla, Javier Rameri y Claudio Lozano, revela que: “Los datos del mercado de trabajo recientemente publicados por el INDEC, correspondientes al 3er trimestre de este año, dan cuenta de una recuperación en los principales indicadores laborales respecto al trimestre previo. A grandes rasgos, ello se reflejó en un incremento en el nivel de empleo (del 41,5% al 42,9%) y un descenso en la desocupación (del 9,6% al 8,2%). Si bien en este trimestre se crearon 636 mil puestos de trabajo, la cantidad de desempleados/as no se redujo en la misma medida: la población desempleada disminuyó en 241 mil personas”.

Sostiene Lozano que “el incremento en la ocupación se explica no sólo porque una parte de los desocupados/as logró insertarse en un empleo sino principalmente porque un segmento de quienes estaban inactivos en el trimestre previo, pasaron a tener una ocupación, en un período en el que creció la participación de la población en el mercado de trabajo, con un incremento de la población económicamente activa en 385 mil personas.”

La información disponible también permite dar cuenta de que la recuperación de la actividad económica experimentada en el tercer trimestre, si bien permitió recomponer los niveles de ocupación, no logró impulsar empleos de calidad.

“Si bien todas las categorías ocupacionales presentaron cierta recomposición respecto al 2do trimestre, 3 de cada 4 nuevas ocupaciones fueron mayormente precarias” sostienen en el informe, y revelan que “El empleo generado en este trimestre, explicado por el sector privado e impulsado en buena medida por ocupaciones de baja calificación, creció principalmente en actividades como el comercio, el servicio doméstico y servicios sociales y de salud, mientras otras ramas como la industria manufacturera o enseñanza registraron un leve retroceso.”

Por esa razón, el informe destaca que “si bien se destaca que la tasa de empleo se encuentra ahora en el nivel más elevado desde fines de 2019, al tiempo que el desempleo se ubica en el nivel más bajo desde fines de 2017, los datos indican las severas limitaciones del perfil productivo argentino para generar empleos que garanticen derechos sociales e ingresos suficientes al conjunto de la clase trabajadora”.

En este contexto, advierten en el informe que “si bien hay indicadores a Octubre que dan cuenta de la continuidad en la recomposición del empleo privado registrado, se abren interrogantes respecto al efecto que tendrá en la economía el crecimiento registrado en la cantidad de contagios de Covid-19 en las últimas semanas, así como también el rumbo que tomarán las políticas económicas en el marco de las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional y las presiones de la oposición por avanzar hacia un ajuste más severo, ajuste que resulta social y económicamente inviable frente al grave proceso de pauperización que han atravesado los sectores populares en los últimos años.”

Publicidad - Fatica