20/11/2020

Política

Hoy concluye la visita del FMI a la Argentina: ¿Qué se llevan de la mesa de negociación?

En el día de la Soberanía Nacional, la misión del Fondo Monetario Internacional (FMI) que se encuentra en el país para condicionar los destinos de nuestra economía, bajo el argumento de reestructurar el préstamo que financió la fuga de capitales, deja el país y sigue virtualmente.

Publicado el 20 de Noviembre de 2020


Imagen de la nota 'Hoy concluye la visita del FMI a la Argentina: ¿Qué se llevan de la mesa de negociación?'

En el día en que nuestro país conmemora el día de la Soberanía Nacional, la misión del Fondo Monetario Internacional (FMI) concluye con su agenda de trabajo y regresa a Washington DC, donde continuará con reuniones virtuales para seguir monitoreando y condicionando el devenir económico nacional.


Luego de 10 días de permanencia en el país, la comitiva liderada Julie Kozak, directora adjunta del Departamento para el Hemisferio Occidental del FMI, y Luis Cubeddu, jefe de la misión del fondo para Argentina, regresará mañana a la capital estadounidense, sede del organismo.


El organismo mantuvo durante su estancia una nutrida agenda de reuniones con funcionarios nacionales, gobernadores, dirigentes empresariales y políticos, con el objetivo de asegurar los intereses de los grupos económicos multinacionales que operan en el país, y de paso, comenzar con la ronda de negociaciones para reestructurar el préstamo que le concedieran al Gobierno de Mauricio Macri para financiar la fuga de capitales y dejar atrapado al país en su sistema de dependencia por las próximas décadas.


Un día antes de su llegada, el gobierno nacional anunció el envío de una nueva fórmula de movilidad jubilatoria. En tiempos de recesión económica, los guarismos auguran que la implementación desde Marzo de 2021 no será satisfactoria para el golpeado bolsillo de los jubilados y pensionados.


Días previos, también, Martín Guzmán redujo el déficit fiscal previsto en el presupuesto 2021 a la mitad de las previsiones que originalmente contenía. Anunció, también, que hasta fin de año no emitiría pesos para financiar los gastos del Tesoro y convocaría a licitaciones de deuda pública con ese fin.


A los pocos días de arribada la delegación, Martín Guzmán emitió bonos en dólares de la deuda pública para asegurar “la salida” de las corporaciones financieras que endeudaron al país y asegurarles una rentabilidad exagerada en la fuga de los fondos.


También, terminó de ver la luz el Plan Gas 4 que no sólo autoriza líneas de subsidios que aseguran un piso de rentabilidad en dólares al puñado de corporaciones energéticas que operan en el país, si no, que les garantiza el acceso a las divisas extranjeras a valor oficial, sin ningún tipo de restricciones. De hecho, las formalidades de la medida fueron publicadas ayer por el Banco Central de la República Argentina.


Además, durante su visita, se anunció un nuevo aumento de las jubilaciones por decreto. Se incrementará el haber de nuestros jubilados en un 5% para el período septiembre, octubre, noviembre, diciembre. Si bien respecto de éstas últimas se desconocen los guarismos de inflación, ya se anunció que el aumento aventajará al índice y les permitirá “ganarle a la inflación con las jubilaciones”.


El anuncio del aumento jubilatorio del 5% se produjo 48 horas después que el Indec anunciara un aumento del 6,6% de la Canasta Básica apenas en el mes de Octubre. Por muy distantes que operen los argumentos, lo cierto, es que casi 5 millones de jubilados cobrarán 19.035 pesos por mes hasta el mes de marzo de 2021, fecha en la que se busca poner en marcha la movilidad jubilatoria anunciada.


De tal modo, durante los próximos meses, cinco millones de jubilados intentarán sobrevivir con 19.035 pesos por mes, cifra que no cubre los costos de una cena para el de integrantes de la comitiva del FMI.


En el día de ayer, también, la comitiva mantuvo una reunión con Omar Gutiérrez, gobernador de Neuquén. Ya había mantenido encuentros con Darío Martínez, Secretario de Energía de la Nación. En todos los casos se anunció que “Argentina no puede sufrir un ajuste”.


Lo que llama la atención es la vocación de reunirse con los actores políticos bajo cuya orbita de responsabilidades se encuentra Vaca Muerta, los convenios de Barril Criollo y Plan Gas 4, cuando las metas orbitan exclusivamente sobre la faz de “sostenibilidad fiscal” del país. Son precisamente esos sectores los que provocan una sangría fiscal de subsidios a la rentabilidad, alentada y auspiciada por el FMI.


Desde el lobby financiero global, el vicepresidente y analista sénior de crédito de deuda soberana de Moody's, Gabriel Torres, consideró ayer que "un posible acuerdo con el Fondo es una oportunidad para el Gobierno para poder alcanzar objetivos mediano plazo, respecto de bajar el déficit y los objetivos macroeconómicos".


Las frases auspiciosas de los lobbystas financieros globales operan para el país como un yunque para los intereses de las mayorías populares. La búsqueda de alcanzar un programa acordado con el FMI tiene como objetivo mejorar los margenes de transferencia de recursos en favor de los grupos económicos, en perjuicio de los intereses de los trabajadores.


Por eso, las celebraciones del avance en las negociaciones tiene alto contenido elogioso por parte de la cartelera de multimillonarios de Wall Street. Asi, al participar de un seminario con inversores organizado por la calificadora, Torres dijo que, a partir de "un escenario base en el que el acuerdo llegue en algún momento del primer semestre del 2021", el entendimiento será positivo para el país, ya que el mismo "le permitirá al mercado tomar eso como dato y entender al Gobierno".


"Creemos que va a haber necesidad de algún tipo de reformas, el Gobierno ha dado algunas señales, de cuál sería ese ajuste fiscal, si bien todavía hay falta de confianza del mercado, y eso refresca la preocupación del costo de financiamiento de la Argentina", expresó el especialista.


Mientras tanto, en el mágico mundo de Kristalina Georgieva, ésta aseguró que "Los países han comenzado a emerger desde las profundidades de la crisis del Covid-19", dijo la directora gerente del FMI, en su blog, "pero el resurgimiento de las infecciones en muchas economías muestra cuán difícil e incierto será este ascenso".


En un firme defensa del sentido de la globalización, y la consolidación de los centros financieros de poder y la existencia de economías periféricas que deben sufrir su tutelaje, Georgieva instó a los Gobiernos y bancos centrales a no retirar prematuramente el apoyo a políticas; y la Reserva Federal y el Banco Central Europeo debatirán más estímulos el próximo mes, incluso aunque se acerca una vacuna contra el virus.


Para Georgieva, algunas economías tienen margen para un mayor apoyo fiscal el próximo año más allá de los presupuestos actuales, y advirtió contra el recorte de apoyos clave como la ampliación de los beneficios por desempleo.


Georgieva alentó a los países del G20 a preparar inversiones sincronizadas en infraestructura una vez que el virus esté mejor controlado y dijo que si los países actúan solos, se necesitarían cerca de dos tercios del gasto para lograr los mismos resultados. Un auténtico manual para la dependencia, en éste, nuestro día de la Soberanía Nacional, cada vez mas castigada.  

Publicidad - Fatica