5/8/2020

Sociedad

Las consecuencias del temporal de nieve en la Patagonia

Publicado el 5 de Agosto de 2020


Imagen de la nota 'Las consecuencias del temporal de nieve en la Patagonia'

La Patagonia registró temperaturas muy bajas durante julio pasado. Hubo nevadas en parte de la región donde no suele haberlas, al igual que en la provincia de Mendoza, informó el Servicio Meteorológico Nacional.

"El continuo ingreso de aire polar mantuvo las temperaturas en valores inferiores a los normales para esta época y también dio origen a nevadas generalizadas en la Patagonia y Cuyo, que se destacaron no solo por su intensidad sino también por su frecuencia", agregó el organismo.

En las provincias de la Patagonia, las temperaturas medias estuvieron entre 2°C y 4°C por debajo del valor normal de julio.  La región, al igual que otras del país, atraviesa una gravísima crisis, aunque con sus particularidades y agravantes. 

A raíz de estas olas de frío y fuertes nevadas, la Patagonia atraviesa hoy las consecuencias, a pesar de que el invierno aún no terminó y a la pandemia, que no permite el desarrollo del turismo en los centros de esquí como todos los inviernos ni la reactivación total de las cuencas petroleras, se suma un grave temporal. 

Se estima que en Neuquén, las nevadas afectaron a 4.000 familias rurales. Las mismas son en su mayoría crianceros. Según explicó el Ministro de Producción Neuquino a Diario Río Negro, se trataría de “familias que dependen de la venta de chivitos y sus animales que eso no lo van a tener este año”. El gobernador de esa provincia, Omar Gutiérrez, ya declaró la emergencia climática. 

Por su parte, en Chubut, el presidente de la comuna rural de Cushamen, Ricardo Millahuala, dijo que "de acuerdo al cálculo que hicimos entre los productores" se estima que murió "por lo menos el 50% del ganado en esta zona", la más afectada por la nieve en Chubut, sobre la precordillera del noroeste provincial.

Algo similar ocurrió en la Línea Sur de la provincia de Río Negro, donde el temporal de nieve provocó que los ovejas y chivos queden tapados o bien directamente no puedan alimentarse. 

Los productores no pudieron concurrir a intentar salvar parte del ganado hasta que no cesó el temporal y las pérdidas también fueron importantes. El acceso a las zonas afectadas fue imposible durante días y varias provincias gestionan fondos con Nación para contrarrestar los efectos de este durísimo invierno.


Publicidad - Fatica