infoNativa

RIGI: Rogamos y nos Inclinamos para que nos Gobierne el Imperialismo


08 de junio de 2024

El RIGI (Régimen de Incentivo a las Grandes Inversiones) es el corazón de la ley bases y un paquete de entrega soberana de carácter histórico. Podemos compararlo con el empréstito de la Baring Brothers, el pacto Roca-Runciman, las privatizaciones de Menem y la deuda que Macri tomó con el FMI. Es decir, es una entrega que, de concretarse, trasformaría el capitalismo argentino.

Matías Rodriguez

Como todos los ejemplos anteriormente anunciados, el RIGI no tiene ni una ventaja. Se le dan beneficios a empresas multinacionales que se llevarán recursos naturales, no dejarán los dólares, no están obligados a dar trabajo a los argentinos, ni de dejarnos la tecnología y pagarán muy bajos impuestos.

Mientras un mundo en guerra necesita alimentos y energía y Argentina tiene una oportunidad histórica de vender justamente eso que tenemos, aparece Milei con su Gobierno para entregar todo el negocio a que lo hagan otros. ¿A cambio de qué? Es una gran pregunta, una enorme pregunta que esta nota no puede contestar.

Es como si las fotos que Elon Musk, el CEO de OpenAI, los aplausos en los foros de empresarios y las tapas en revistas internacionales ya hubiesen sido el pago para un tipo que nos quiere vender al peor postor. O tal vez, Milei es simplemente un empleado y una vez que ganó la presidencia, está gobernando para las empresas internacionales que sostienen los think tank conservadores que financian y preparan las campañas de la extrema derecha mundial.

Los compañeros de la Paco Urondo Santiago Liaudat y Gustavo Atencio, hicieron una nota que trabaja el texto del RIGI artículo por artículo y realizaron una breve síntesis del espíritu que el apartado tiene en la Ley Bases. Vamos a citar en extenso.

 

Síntesis del RIGI

“1-Libre importación de bienes de capital e intermedios, sin control de dumping ni impuestos (maquinaria, tecnología, insumos, servicios) (art. 187 y ss.)”. 

Esto es que se pueden importar insumos y no habrá control de tácticas de competencia desleal. El dumping es cuando una empresa multinacional vende a precio menor al costo para hacer quebrar a la competencia y luego quedarse con el mercado.

“2-Se reducen al mínimo los impuestos (art. 180 y ss.), discriminando a otras empresas locales”

Se le bajan impuestos a las multinacionales y a empresas locales particulares perjudicando a Pymes y empresas nacionales que finalmente son las que dan trabajo. ¿Se acuerdan de cuando Milei hablaba de los “argentinos de bien” que se rompen el lomo laburando? Bueno, a esos justamente es a los que va a cagar.

“3-No se ven obligados a ingresar al país las divisas que obtienen por exportación (art. 195), generando balance negativo de divisas”

Esto es así. Luego de tres años, la empresa que empieza una inversión, no está obligada a ingresar los dólares al país. Puede directamente enviarlos a una cuenta de paraíso fiscal.

A esta gente, nosotros le vamos a dar plata en concepto de exenciones impositivas. Es decir, menos impuestos, menos plata para comedores de barrio, escuelas y hospitales, para que ellos puedan hacer más plata y se la llevan afuera. Esto produce todo tipo de desbalances en el dólar y lo encarece. Porque esta gente, usa dólares que están en el país para comprar insumos, pero cuando venden esos productos que hicieron con las máquinas que compraron, los verdes se van para afuera. Es decir, vamos a tener un dólar caro, además de financiar a estos tipos. Una genialidad.

“4-No hay obligación de abastecer al mercado interno, ni siquiera en caso de fuerza mayor como catástrofes, pandemias o guerras (art. 197).”

Esto también es maravilloso. Le damos dinero y buenas condiciones a gente que ni siquiera se compromete a vendernos. Es la confesión por adelantado que los argentinos vamos a estar tan empobrecidos que no vamos a poder pagar los precios internacionales de los productos y Milei les garantiza a los empresarios que no va a tener que abastecernos a un precio local, luego de bajarle todos los impuestos.

“5-No hay obligaciones de desarrollar la investigación y desarrollo local, ni el agregado de valor, así como tampoco de transferencia de tecnología”.

Menos mal que el problema era que estábamos afuera del mundo, que la ciencia avanzaba y los socialistas, peronistas, kukas y chorros dejaban al país afuera de todo. Acá el desarrollo tecnológico, no lo dejan, no va a hacer cosa que gane otro Gobierno y en el futuro podamos competir en algo.

“6-No establece controles sobre el origen de los fondos”

Bullrich dijo que iba a pelear contra el narcotráfico. Pero atención, acá está este blanqueo para narcos y tratantes de personas. Cualquiera puede traer acá sus dólares sucios y se los blanqueamos como si fuesen inversiones productivas y encima les cobramos poco impuestos.

—Che bueno, pero si esto les da trabajo a los argentinos, discúlpenme a los amigos de InfoNativa, pero lo tengo que apoyar. No tengo tantas ganas de indignarme con cosas de progres y todo eso.

Pero, leame este anteúltimo punto, lector distraído que todavía “le quiere dar un tiempo”.

7-No tiene requisitos de contratación de mano de obra local;

Exacto. Ni siquiera nos van a tener que explotar con su cambio a favor, por dos dólares con cincuenta, con una reforma laboral a medida y votado por cuanto traidor ande dando vueltas por el Congreso. Ahora sí, díganme, ¿cuál es el beneficio de esto?

“7-Garantiza que no se producirán cambios normativos (tributarios, aduaneros, cambiarios) a nivel nacional, y que en caso de litigio se dirimen en tribunales internacionales (art. 162, 198, 218 y otros).”

Esto es directamente la entrega de nuestra soberanía. Un pacto desfavorable y de carácter irreversible. Se le garantiza que no habrá cambios de normativa así pierdan las elecciones y encima, si hubiese algún problema, se dirime en sus propios tribunales.

Como podrán ver, el RIGI convierte la Argentina en una suerte de semi colonia del siglo XXI, una colonia de las multinacionales, Estados Unidos y los grandes empresarios “amigos” de Milei como Elon Musk que está muy interesado en nuestro litio. 

Este 12 de junio, la CGT, los movimientos sociales, los partidos de izquierda, el peronismo, las asambleas barriales y muchas personalidades del arte y la cultura convocan a la Plaza de los dos Congresos para rechazar esta entrega. Vamos todos, es momento de estar, de hacer historia, es momento de defender la Patria.

Matías Rodriguez

Matías Rodriguez es periodista, colaborador de infoNativa. 

Compartir esta nota en